Los famosos que lucharon contra el estigma del SIDA

Ayúdanos a compartir la noticia
Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest

El Día Mundial de la Lucha contra el sida, que se conmemora cada 1º de diciembre a nivel mundial, es un momento para recordar el progreso logrado en dar respuesta integral al VIH/sida, pero también para difundir cuánto queda por hacer para combatir una epidemia responsable de 770.000 muertes y 1,7 millones de nuevas infecciones por VIH solo en 2018.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define el VIH como una infección que deteriora progresivamente el sistema inmunitario, alterando o anulando su función de combatir infecciones y enfermedades. El término sida (síndrome de inmunodeficiencia adquirida) se utiliza en casos avanzados de VIH, dados por la aparición de una o varias infecciones o cánceres relacionados.

El Sida o VIH y la lucha por visibilizar esta enfermedad continua siendo en la actualidad un problema de salud pública muy grave.

El Sida continúa siendo una de las infecciones víricas más estigmatizadas es por eso que este domingo, Día Mundial contra el Sida, muchos recuerdan a los primeros famosos que dieron un paso al frente para visibilizarlo así como los que a día de hoy lo continuan haciendo.

Uno de los personajes más famosos en admitir públicamente que había contraído esta enfermedad fue el célebre cantante Freddie Mercury. Tras su muerte, su formación creó una Asociación con su nombre para recaudar fondos en la lucha contra el Sida.
Sin embargo, el autor de Bohemian Rhapsody no fue el primer famoso que salió a la palestra y reconoció ante el mundo que padecía esta enfermedad.

Mucho antes que Mercury, el actor Rock Hudson lo anunció en un breve comunicado tras desmallarse en su suit del Hotel Ritz de Paris. El intérprete de Gigante, El cielo para dos o Lo que el cielo nos da, murió dos meses después del que fue el primer alegato de un personaje famoso para visibilizar esta enfermedad: “No estoy feliz por tener sida, pero si estas palabras pueden ayudar a otros, al menos sabré que mi desgracia tiene un valor positivo”, escribió.
Años más tarde el que fue amante de Rock Hudson, el actor Anthony Perkins, confesó su enfermedad durante sus últimos días a través de un comunicado de prensa en el que relataba cómo sus amigos y compañeros de Hollywood le dieron la espalda tras saber que tenía sida y que solo encontró “el amor verdadero” en reuniones y conversaciones con otros que también padecían la infección.

En la actualidad muchas estrellas que padecen sida han seguido el ejemplo de estos primeros iconos en dar un paso al frente. Son ejemplo de ello Conchita Wurst, Charlie Sheen, el rapero Mykki Blanco, el jugador de baloncesto Magic Johnson o incluso el senador Thomas Duane.

PUBLICIDAD

ENVÍANOS TUS INQUIETUDES, TU OPINIÓN ES MUY IMPORTANTE

CONTENIDO RELACIONADO